Estamos a solamente a dos semanas para que en el estado se concreten los cambios en las 84 presidencias municipales del estado pero en algunas todavía hay conflictos políticos por resolver, ya que los partidos políticos hacen sus más grandes esfuerzos para quedarse con el mayor número de alcaldías, pero ya por la vía legal y la intervención de los tribunales los cuales tienen hasta unas horas antes de los relevos para resolver respecto a las inconformidades.

Hasta el fin de semana, de acuerdo con reporte del IEEH, estaban definidos los resultados en 50 de los 84 municipios, lo que representa que 34 aún tienen conflictos y que los partidos y actores involucrados no van a descansar hasta tener el veredicto final que les dé la razón de que legalmente lograron el triunfo en una o hasta en más de las demarcaciones que son motivo de la disputa.

Lo anterior porque además de defender lo que aseguran haber ganado en las urnas por medio de la voluntad popular, saben que se amplían sus oportunidades y campo de acción para las elecciones del próximo año y las del 2022, que en el caso de la entidad será para elegir a gobernador y es más que obvio que unos no van a querer perder ese espacio y otros aseguran que las condiciones están dadas para que a la entidad llegue la alternancia.

Sin embargo, y aparentemente es un poco temprano para abordar ese tema debido a que el próximo año en el estado se tendrá que renovar a los integrantes del Congreso local y los diputados federales, por lo que la “pelea” por esos espacios no será muy fácil no solamente para los partidos políticos que cada vez son más sino también para los aspirantes, que en muchos de los casos no van a saber cuál de las opciones políticas será la más favorable.

En tanto la “guerra” para ambas elecciones va muy adelantada, porque si de alguna manera se trata de decir a la ciudadanía que es muy temprano para pensar en los dos escenarios políticos, principalmente en el 2022, en realidad aquellos que están inmersos en la vida política del estado saben que casi casi está definido respecto a quienes serán los nuevos gobernantes, aunque no pasan por alto los diferentes escenarios, entre ellos el de la elección del próximo año, porque para ello ya trabajaron en el proceso de alcaldes donde la gran mayoría de partidos de proclaman ganadores a su manera.

Y es esa una de las principales razones por las que mueven y han movidos sus piezas políticas tanto al interior como al exterior, es porque en unos casos no quieren dejar los espacios de poder a personas que posiblemente más tarde hagan señalamientos en su contra y por otro lado y sin que lo digan de manera abierta hay quienes buscan llegar para ser igual o peores que aquellos a los que ahora critican, ya que así ha quedado más que demostrado.

Aunque también y a pesar de los estragos que ocasionó la pandemia del Covid-19 en la clase política durante el proceso de elección de presidentes municipales por concluir, parece que eso será lo menos importante porque por lo que se puede apreciar todos los actores están más que listos para convocar a sus militantes, simpatizantes y seguidores a salir a las calles sin importar las consecuencias de la pandemia que en estos casos de política no ha perdonado a nadie llámese dirigente, candidato o militante, aunque la realidad es en estos últimos donde menos se han notado los estragos no solamente en cuanto a decesos sino de contagios y secuelas de sus candidatos.