El defensa central argentino de los Tuzos Gustavo Cabral, reconoció que todavía no se ha visto la mejor versión de Pachuca, ni de él mismo, por lo que trabaja para mejorar día a día para que la afición se sienta contenta de su desempeño en el terreno de juego.

Cabral reconoció que ante Atlas, cuando lo enfrentaron en Copa, no había saltado con su cuadro titular, pero esta vez la historia será distinta, por lo que espera que vengan con sus titulares, y aunque perdieron la fecha anterior, vendrán con la idea de ganar.

No obstante, aseguró que haber ganado de visitante, le da mucha confianza al plantel, lo que les da ganas trabajar y mirar para adelante.

Admitió que llegar al plantel, conocer las ideas del entrenador, a los compañeros, saber sus virtudes y defectos, implica que deben adaptarse lo más rápido posible, pero destacó que el equipo va en alza partido a partido, y consideró que no se ha visto la mejor versión de Pachuca.

Nos queda mucho margen de mejora, tanto defensivo, en el medio y adelante, este partido con Puebla hemos mostrado una faceta muy buena y es la tenencia del balón, de jugar, de querer ser protagonista, de meter goles y mantener la portería en cero, cosa que no habíamos obtenido, estoy muy satisfecho, pero hay que seguir mejorando porque no nos podemos quedar con esto, hay que seguir trabajando y mejorando en todos los sentidos”.

Cabral reconoció que falta mucho más seguir mejorando, y dijo que regresar a México es llegar a un futbol más dinámico, más revolucionado y de a poco va entendiendo el concepto del futbol mexicano.

Estaba molesto, porque venía como refuerzo y encontrarnos con que en la cuarta fecha llevábamos 10 goles en contra no es nada lindo, Eso te da un fastidio interno, y en lo grupal también. Sabíamos que teníamos que mejorar en eso”.

Cabral dijo que espera mucho más de sí mismo, por lo que espera seguir creciendo y que la gente se sienta contenta más delante de ver un Cabral que se ha asentado muy bien en el equipo.

Aunque la altura puede ser factor, el defensa pampero dijo que no es un jugador de gran velocidad, sino más bien tiempista, de estar en la jugada en el momento indicado, aunque reconoce que quizá la altura ha jugado un papel muy importante en ese sentido en su adaptación, al igual que el campo de juego, pero principalmente, el estilo de juego de Pachuca, de jugar adelantado, a veces mano a mano con el delantero, “pero de a poco creo que lo voy asimilando y me voy sintiendo mucho mejor, se ha visto en el último partido tanto el equipo como yo individualmente hemos crecido, pero espero seguir creciendo y mejorando en ese sentido”.

Destacó que quiere estar mejor en la parte defensiva, que no les metan goles, estar mejor en el sentido de estar bien plantado y salir jugando, “quiero ser una referencia atrás, tanto Murillo y yo, porque creo que somos la columna vertebral”.

Destacó el entendimiento con Oscar Murillo y con Steven Barreiro, defensas de los cuales apuntó les gusta la fricción, que se hacen sentir en la pelota dividida, ya que van a la pelota pero también al choque, “eso es muy bueno, cuando un defensor va a todas y el compañero está respaldando”.

Reconoció que con los jovencitos Mora y Kevin, les hablan para darles la confianza, que son parte del plantel y que su voz será escuchada, porque a veces los chicos tienen miedo a hablar, pero no debe ser así, por lo que les hace saber que dentro del campo de juego el hablar es importantísimo, ya que los hace corre menos a los centrales.

Reconoció que en el futbol mexicano cualquiera le puede ganar a cualquiera, a diferencia del futbol español, donde meterse en el Bernabeú o en el Nou Camp, los equipos podían salir goleados.

Cabral dijo que ya conocía a Pachuca, luego de su paso por Tecos, por lo que no dudó a la invitación de estar con los Tuzos cuando lo llamaron, además de que se encontró con la sorpresa de que Pachuca ha crecido muchísimo como ciudad, pues cuando la conoció, la Zona Plateada apenas empezaba, “la gente es muy cálida y se vive muy bien, es una ciudad muy tranquila. Mi familia se ha sentido muy bien y eso a mí me hace sentir bien. Si la familia está bien el jugador está bien”.

Por otro lado, destacó que en el plantel si hay un jugador con grandes condiciones para irse a Europa, ese es Víctor Guzmán, por su edad y su estilo de juego, ya que tiene muy buena pegada y es un jugador joven, por lo que no duda que los equipos europeos lo busquen, ya que tiene calidad y proyección.

 

 

 

 

 

 

 

 

COMPARTIR