A un día de iniciar el período vacacional de Semana Santa, los trajes de baño, bloqueadores solares y prendas de vestir ligeras cedieron espacios a los juguetes de todo tipo. Y es que dos días después de concluir el asueto escolar, el domingo 28 de abril, habrá de celebrarse una fecha especial para los peques: el Día del Niño.

Una fecha que esperan con gran interés los sectores del comercio tradicional y del gran comercio, por ser una de las consumistas del año, recordó la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Pachuca (Canaco-Servytur).

De entrada, en el gran comercio, los supermercados y tiendas departamentales, se exhiben ya juguetes de todo tipo; desde las más sencillas pelotas hasta lo último en consolas de videojuegos, además de las muñecas “de línea”, los muñecos “de acción” y una extensa variedad de juegos de mesa.

En el comercio tradicional, especialmente en las jugueterías, papelerías y tiendas de regalos se multiplica la oferta también de juguetes, que incluyen desde patines, patinetas y bicicletas, hasta los más atractivos videojuegos.

No se quedan atrás los mercados municipales, en donde lo mismo se venden las Barbies de lujo, como en el mercado Revolución, que todo tipo de videojuegos “pirata”, en el mercado Miguel Hidalgo, sin faltar incluso las muñecas “de trapo” o vasijas de barro minúsculas, que se ofrecen a un costado del mercado Primero de Mayo.

En los tianguis de la zona metropolitana de Pachuca comienzan a ofrecerse, también, infinidad de “peluches”, nuevos y de mediano uso; libros para colorear, colores y crayolas, libros con temas infantiles, además de juguetes “tradicionales” como camioncitos o máquinas de ferrocarril elaboradas en madera.

El comercio “de ocasión” comenzó a ganar las calles y en algunos camellones de avenidas como la Bicentenario, Rojo Gómez y Ramón G. Bonfil, entre otros, aparecen los vendedores con muñecos inflables de series de televisión, papalotes de plástico, máscaras de héroes de series de acción, juguetes de madera, etcétera.

 

Después de vacacionar en Semana Santa… dulces

Sin embargo los papás y mamás se declararán muy gastados tras las vacaciones de Semana Santa, por lo que muchos pequeños más que juguetes recibirán una bolsa con dulces, una salida al cine o a comer hamburguesas –y recibir un muñeco incluido-, o un paseo al parque.

Salir de vacaciones, así sea con los abuelos a Molango o a la Ciudad de México, sale ya carísimo, así que yo les di a escoger: vamos con los abuelos o quieren un juguete, no me alcanza para los dos. Y escogieron ir con los abuelos. Pero eso sí, un aguinaldo en su fiesta en la escuela no les faltará”,  comentó Noemí Bustos Aguirre, jefa de familia de un hogar con dos niños de 9 y 12 años de edad.