La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) impuso una multa por 1 millón 853 mil 800 pesos a la Cooperativa de Trabajadores Cal “El Tigre”, SC de RL, situada en el municipio de Atotonilco de Tula, por haber infringido las disposiciones ambientales, una vez que se substanció el procedimiento administrativo instaurado en septiembre de 2018, cuando se le solicitó realizar diversas correcciones en su planta y elaborar un plan de contingencia.

La sanción se impuso por no llevar a cabo las medidas correctivas ordenadas en el procedimiento administrativo instaurado por el incumplimiento de las condicionantes a su Licencia Ambiental emitida por la Semarnat.

En el procedimiento administrativo abierto a la empresa Sociedad de Trabajadores Cal El Tigre, SC de RL, que se dedica a la producción de cal hidratada, se ordenó el cumplimiento de diversas medidas correctivas, entre las que destaca la exigencia de contar con un Plan de Atención a Contingencias, mismo que a la fecha la empresa no ha elaborado.

Además, la empresa deberá instrumentar un sistema de reutilización y reciclaje de los polvos captados por los equipos de control de emisiones a la atmósfera, para evitar y prevenir la contaminación ambiental en la zona.

Ante el incumplimiento a lo ordenado por la autoridad administrativa en septiembre pasado, se determinó imponer la Clausura Parcial-Temporal del horno de calcinación vertical, la cual prevalecerá hasta en tanto la empresa de cumplimiento a las medidas ratificadas en la Resolución Administrativa emitida por esta autoridad.

La Profepa destacó que con estas acciones, refrenda su compromiso con la vigilancia del cumplimiento de la ley.