El delegado de la Secretaría de Trabajo y Previsión Social del Estado consideró complicado que durante los meses restantes de la administración federal pueda anunciarse otro incremento al salario mínimo.

Destacó que esto se debe al trabajo de transición que ya se lleva a cabo entre los equipos del Presidente de la República Enrique Peña Nieto y el Presidente Electo Andrés Manuel López Obrador, por lo que en caso de considerarse, será un tema que ya tratará la administración entrante.

Pese a ello, destacó que durante la gestión del actual mandatario federal se logró unificar el salario mínimo pues el estado de Hidalgo pertenecía a la categoría C, siendo una de las más encarecidas a nivel nacional; no obstante, se estableció un salario mínimo para todo el país que actualmente oscila en cerca de los 90 pesos.

Destacó que la posibilidad de incrementarlo antes de que culmine esta administración, “es complicada, pues es un tema que debe tratarse de igual manera tanto con los empresarios como realizarse una evaluación de la producción, entre otros factores“.

Pese a ello reconoció que durante 40 años no se había incrementado el salario mínimo, logrando así que se trabajara en darle un valor más cercano para cubrir las necesidades de los ciudadanos “falta por lograr mucho en este tema pero se pudo subir casi en un 16 por ciento con el Presidente Peña Nieto”.

Luego del último incremento aprobado en diciembre del 2017, se tenía considerado que la actual administración federal anunciará una última modificación, sin embargo, le corresponderá al equipo de Andrés Manuel López Obrador modificarlo.

De acuerdo con medios nacionales, el Presidente Electo pretende incrementar a más de 100 pesos el salario mínimo para el 2019, anunció que se hará el primero de diciembre fecha en que tome posesión como Presidente de la República.