Consultas gratuitas al Buró de Crédito se han convertido en el grueso de las solicitudes de atención que recibe la subdelegación de la Comisión Nacional para la Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros(Condusef), pues presentar el historial crediticio es ya en muchos casos una referencia obligada al solicitar empleo.

Coinciden en señalar lo anterior la subdelegada de la comisión, Pilar Castañeda Sánchez, y el presidente del Consejo Coordinador Empresarial de Hidalgo (CCEH), Juan Carlos Martínez.

La funcionaria federal detalló que el grueso de los hidalguenses que se acercan a la Condusef lo hacen buscando consultar el Buró de Crédito y su historial crediticio, como requisito para ingresar a un empleo.

“Inicialmente fueron dependencias y organismos gubernamentales los que pedían como requisito al solicitante de empleo el que presentaran su historial en Buró de Crédito; actualmente acuden también quienes busca ingresar a empresas que ya solicitan este informe.”

Castañeda Sánchez consideró positiva tal requisito, al hacer notar que “nuestro historial crediticio dice mucho de nosotros como personas: ¿sabemos o no administrar nuestro dinero? ¿gastamos más de lo que recibimos en ingresos? ¿cumplimos con oportunidad nuestras obligaciones como deudores?, son preguntas que evidencian nuestro grado de responsabilidad.”

Los trabajadores tienen derecho a consultar el Buró de Crédito una vez al año en forma gratuita, “pero lo recomendable sería hacerlo por lo menos dos veces al año, para detectar posibles errores, como cargos de personas homónimas, robo de identidad, etcétera”, dijo la titular de la Condusef en el estado.

 

Por seguridad, Buró de Crédito

A su vez el presidente del CCEH, Juan Carlos Martínez Domínguez, destacó la importancia de que las empresas incluyan la consulta al Buró de Crédito como requisito al momento de contratar a un trabajador.

Lo anterior, por dos razones; la primera, para conocer su responsabilidad como usuario de servicios financieros, y la segunda, para aumentar los controles en seguridad en la contratación. “Muchos de los robos que se dan dentro de las empresas son fraguados por los propios trabajadores”, comentó.

El Buró de Crédito dejó desde hace  varios años de ser la “lista negra” de deudores, para convertirse en referente del comportamiento financiero, bueno o malo, de los usuarios.

Una persona que solicita créditos y los paga oportunamente, tiene en el Buró de Crédito un reporte positivo.